BINGO ONLINE

Encuentra el mejor bingo online y ¡Obtén tu bono de bienvenida gratis!

Las antiguas civilizaciones copan los juegos más actuales de bingo

Desde que el sector del mundo de las apuestas experimentó su desarrollo más feroz en la era digital, los diferentes casinos online no han hecho más que tratar de atraer a usuarios frente a la dura competencia. La lucha obliga a los usuarios a comparar y elegir la mejor opción. Y es que en esa lucha se han abierto muchas vías para convertirse en la sala de juegos en línea más demandada y para alcanzarlas se han utilizado multitud de caminos. Promociones, seguridad, variedad de mercados o servicio al cliente son algunos de ellos, pero uno de los más atractivos siempre son las ofertas de slots de un operador.

Echando un vistazo a esta sección podemos comprobar como hay muchos juegos que se centran en una misma temática: las civilizaciones antiguas. En casi todos los casinos encontraremos algún juego que se centre en un personaje histórico del mundo antiguo o en un dios que pertenezca a una cultura concreta. Un buen ejemplo es la saga de juegos Age of the Gods, que se está convirtiendo en todo un referente y que muchos de los principales sitios webs para apostar lo están incluyendo en su catálogo. El apartado de videobingos está lleno también de estas referencias, un hecho que puede comprobarse en portales como enracha. Vikingos, mayas, árabes, romanos y hasta Cleopatra o Zeus cuentan con su propio juego.

A los apostadores habituales no les sorprenderá, pero seguro que muchos se hacen la pregunta de por qué esa fijación por remontarse al mundo antiguo y hacer juegos basados en sus pueblos. Esto tiene su explicación y es que los primeros juegos de azar se remontan precisamente a los siglos antes de cristo. Por entonces estas prácticas ya eran muy populares y una de las opciones de ocio más importantes para los antiguos pobladores. Una de las estrategias de los operadores para conectar con el cliente actual es trasladarlo a sus raíces y en el bingo parecen haber encontrado su filón.

Para toparnos con esas raíces nos tenemos que trasladar al año 3.000 a.C. y al continente asiático. En China se forjaron los primeros juegos de apuestas, los cuales permitían a los humanos divertirse a través del riesgo y el azar. Se hacían peleas y carreras entre animales, e incluso a veces llegaban a retarse entre los propios miembros de una tribu. Poco a poco estos juegos primitivos fueron llegando a otros territorios y se fueron popularizando.

Aunque lo más curioso y llamativo llegaría con la cultura sumeria. Sus seres le daban un uso muy particular a los huesos de la fauna que no les servían. Los tallaban para darles diferentes formas y los lanzaban para comprobar el lado del que caían. Sin duda el precursor de los dados, que serían esculpidos por primera vez en el antiguo Egipto, allá por el año 2.000 a.C. 

Y el culmen de todo lo relacionado con juegos y apuestas antiguas lo encontramos en Roma y Grecia. No solo los dados tomaron especial relevancia, sino que el famoso circo romano donde se realizaban peleas es una verdadera recreación de lo que supone a día de hoy este sector. El público podía apostar por un contendiente u otro y hacerlo con su propio capital. También los juegos de cartas lograron avances en la época de apogeo de estos imperios y juegos muy clásicos como el bingo encontraron su origen.

Imagen2

Por entonces, el bingo consistía en ir completando tablas de madera que contenían símbolos. Símbolos que eran cantados para que el populacho fuera reuniéndolos hasta obtenerlos todos y completar su tabla. Tuvieron que pasar varias épocas hasta sustituir esas figuras por números. Antes el juego se desarrolló en Italia y también en Francia, donde solo las clases altas podían practicarlo en círculos cerrados.

Con la expansión por el territorio europeo, se dio un curioso caso en Alemania donde el bingo se utilizaba en los colegios para que los niños memorizaran números o conceptos históricos. Mientras que en Estados Unidos fue donde se rebautizó y se le dio el nombre que tiene a día de hoy. Y en todo ese desarrollo muchas culturas se han hecho partícipe de este juego para que haya adquirido matices de todas ellas. Matices que aprovechan los operadores online actuales para ofrecer diferentes temáticas en sus tragamonedas.

En todo este proceso también se debe destacar que existe un objeto de puro merchandising. El utilizar como protagonista de un juego a un dios de una cultura determinada siempre representa un fuerte poder de atracción. Eso le da empaque al juego y despierta en el usuario la inquietud de conocer si en la vida de Cleopatra tenía cabida el bingo u otro tipo de juegos de azar. Un arma poderosa siempre muy utilizada y respaldada en esa historia antigua que habla de los pueblos que en su día se interesaron por las apuestas.

Estos videobingos también representan ese pulso que mantiene el cliente con las casas de apuestas a la hora de poner en riesgo su capital por unas ganancias mayores. El apostar a un juego en el que los protagonistas son vikingos incita al jugador a luchar frente a la máquina, como lo haría esta civilización que ha sido tan guerrera a lo largo de la historia. Es un reclamo que ha funcionado desde el principio en la industria y que lo sigue haciendo. El entretenimiento está asegurado con estas slots.

You May Also Like

About the Author: overthings

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.